Oct 112015
 

arbol con hojas de otoño

El otoño nos proporciona momentos y situaciones para que los peques aprendan muchas cosas. En este caso aprovecharemos el cambio de color de las hojas de los árboles para reforzar a través de una bonita manualidad el aprendizaje de los colores, y diversos conceptos matemáticos como la clasificación.

Lo que necesitaremos para realizarlo es fieltro de colores o en su defecto, también podemos utilizar cartulinas y/o plastilinas de colores.

Elijamos el material que elijamos, el proceso será similar (solo cambiará si usamos plastilina). En primer lugar pediremos a los peques que dibujen sobre la cartulina (si es fieltro es mejor que el adulto hagas las piezas debido a que es más complejo) el tronco de un  árbol y las ramas, y a continuación sobre las de colores que dibujen hojas (podemos darles un modelo que les sirva de base). Una vez está todo dibujado, los peques deberán recortar todas las piezas y, finalmente, pegarlas sobre una cartulina que nos haga de base. Les habrá quedado un bonito árbol.

Este proceso sirve tanto para la cartulina, en el caso del fieltro deberemos darle cortadas las piezas y que los peques las peguen formando, así, su composición del árbol de otoño. Y si nos decantamos por la plastilina, tras pegar el tronco del árbol (que será en cartulina), los peques deberán hacer pequeñas bolitas con las plastilinas de colores y aplastarlas dejándolas planas y dándoles un poco de forma similar a una hoja. Luego, las pegarán con un poco de cola en la composición y para darles un último toque brillante y más consistencia, les daremos una capa de barniz escolar.

Fuente imagen: pinterest



¿No quieres perderte ni un solo artículo de Actividades Infantil? ¡Te los mando a tu correo!

¡Suscríbete gratis a nuestra web!

Escribe tu dirección de correo:



 Deja un Comentario

(Requerido)

(Requerido)