Experimentamos con la ciencia: Cómo hacer una nebulosa en casa

Los conceptos científicos son, en ocasiones, muy difíciles de explicar. En este caso, explicar qué y cómo es una nebulosa, se convierte en algo complicado de entender para los peques.

Afortunadamente, todo lo relacionado con el cosmos, la astronomía, el cielo y, las estrellas, tienen magia, un misterio especial, a los cuales no pueden resistirse los peques.

Y, si además lo acompañamos de un experimento, el éxito de la actividad y el aprendizaje está, prácticamente, asegurado. ¿Qué peque podrá resistirse, por ejemplo, a tener una nebulosa en su clase?

¿Qué es una nebulosa?

Las nebulosas son nubes de gases y polvo, que se encuentran en el espacio. Algunas de ellas son regiones que albergan a nuevas estrellas que se están formando.

Vale decir, en palabras de niño, un pedacito de cielo donde se alojan las estrellas al nacer.

Os sugiero que antes de comenzar el experimento, converséis en asamblea, acerca de qué es una nebulosa, de esta manera lograreis aumentar la curiosidad y las expectativas de los peques.

También podréis ver vídeos de cómo se forman o, jugar con preguntas locas dando iniciación al método científico, por ejemplo: ¿Qué cosas se podrán ver desde allí arriba?, ¿Qué forma tendría tú nebulosa favorita?, ¿Podríamos tener una en la sala?…

Si el grupo está motivado lograréis, no solo, realizar la experiencia, sino también trabajar otros contenidos como: los colores, las texturas, las formas, los tamaños y, la distancia, entre otros.

Manos a la obra ¿Qué necesitamos?

Es muy sencillo, no habrá problemas en que cada peque realice su propia nebulosa, siempre y cuando el grupo esté supervisado por un adulto para evitar accidentes importunos.

Los materiales que necesitáis son:

  • Un frasco o recipiente de vidrio. El frasco deberá ser transparente y, estar vacío y bien limpio para que la visibilidad sea perfecta.
  • Agua
  • Pintura o tinta de colores
  • Purpurina
  • Bolas de algodón

¿Cómo hacer nuestra nebulosa?

Cada peque llenará aproximadamente 1/3 de su recipiente con agua, luego añadirá un poco de tinta o pintura del color que desee y un poco de purpurina, cerraremos el frasco y agitaremos.

Finalmente, se cogerán algunas bolas de algodón, se estirarán un poco con las manos y se introducirán en el frasco.

Lo importante es apretar bien el algodón con un palillo, para que forme las nubes blancas e impida que los colores se mezclen del todo.

Una vez que esté lleno, el frasco se cerrará y por sus paredes se podrá observar una simulación de una nebulosa.

La combinación de colores de tinta, se irá mezclando con el agua y la purpurina adhiriéndose a los algodones, cobrando formas y mezclas de colores impensadas.

Si los peques agitan suavemente el frasco, las partículas de purpurina nadarán en la tinta produciendo un maravilloso efecto visual, haciendo que la experimentación parezca muy real.

Esta es una bella manera de despertar, en la sala, la curiosidad por los fenómenos naturales e, iniciar a los peques en la comprensión de la formación del universo.

 

¿Te ha gustado este artículo? ¡Compártelo con tus amigos!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

actividades infantil

 

¡Asómate a mi cole!

¿Tienes un proyecto educativo interesante? Estamos buscando colegios y/o docentes que realicen experiencias educativas innovadoras. Queremos contar vuestra historia para que la conozca mucha gente. ¿Nos la explicáis? Escribidnos a info@actividadesinfantil.com y nos pondremos en contacto con vosotros.

actividades infantil

¡Únete a nuestra gran familia!

Actividades Infantil

Muchas gracias por tu visita. Esperamos que la hayas disfrutado y que te haya sido de utilidad. Si tienes cualquier duda, sugerencia o propuesta no dudes en contactar con nosotros. Estaremos encantados de atenderte,

El equipo de Actividades Infantil

Contacto







Whatsapp